…amanecer salvaje…

“Empezamos a usar nuestro enojo como vehículo para el cambio cuando somos capaces de compartir nuestras reacciones

  • sin hacer responsable a la otra persona de causar nuestros sentimientos,
  • sin echarnos la culpa de las reacciones que otros tienen en respuesta a nuestras opciones y acciones.

Somos responsables de nuestro propio comportamiento, pero no de las reacciones de los demás, ni ellos de las nuestras.

Las mujeres aprendemos con frecuencia a invertir éste orden de las cosas:

  • dedicamos nuestra energía a hacernos responsables de lo que sienten y piensan otras personas y de cómo se conducen,
  • y dejamos en manos de otros nuestra propia responsabilidad.

Cuando ésto sucede, se hace difícil, si no  imposible, cambiar las viejas reglas de una relación” . pp. 116.

[…]

“¿Por qué la cuestión ‘¿Quién es responsable de qué?’ es tan enigmática para las mujeres?

A nosotras se nos ha disuadido especialmente de que asumamos la responsabilidad de

  • resolver nuestros propios problemas,
  • determinar nuestras elecciones
  • y ser nosotras mismas quienes controlemos la calidad de la orientación de nuestra vida.

A medida que aprendemos a no sentirnos responsables de nuestra propia persona, tendemos a culpar a los otros por no ser capaces de llenar nuestro vacío o de proporcionarnos felicidad… que es algo que no les  corresponde a ellos.

Al mismo tiempo, sin embargo, puede suceder que nos sintamos responsables de más  o menos todo lo que pasa a nuestro alrededor.

  • Estamos prontamente dispuestas a dejar que nos achaquen los problemas de otros,
  • y somos rápidas en aceptar el veredicto de culpabilidad.

También nosotras, en el proceso, llegamos a creer  que podemos evitar los problemas; basta con que nos esforcemos lo suficiente. La verdad es que, como ‘problemas de las mujeres’, la culpa y la autorecriminación son de proporciones epidémicas” pp.117

Fragmento de Capítulo 7:

“¿Quién es responsable de qué?

La cuestión más espinosa del enojo”

“La danza de la ira”, Harriet Lerner

Harper Libros, 1995.

Anuncios

Comentarios en: "“¿Por qué la cuestión ‘¿Quién es responsable de qué?’ es tan enigmática para las mujeres?” Cap. 7: “¿Quién es responsable de qué? La cuestión más espinosa del enojo” – Harriet Lerner: “La danza de la ira”" (1)

  1. […] “¿Por qué la cuestión ‘¿Quién es responsable de qué?’ es tan enigmática para las mujere… […]

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: